La Publicidad es un elefante hípster

“Debemos lograr que trabajar para la idea, deje de ser un cliché de festivales y conferencias y sea nuestro way of work”

Santiago Crespo A.

elefante hipster

La tecnología, los contenidos, las audiencias y las expectativas de los principales clientes han variado drásticamente, sin embargo, nuestra industria no ha cambiado sustancialmente en las últimas décadas. Los procesos, los cargos, la forma de trabajo, el glamur, las fiestas y los egos sigue siendo más menos los mismos. Con un detalle más, un detalle menos, estamos disfrazando de actualidad a un elefante.

Es momento de cortarse la barba, quitarse el disfraz, y entender que la solución no es vestirnos a la moda, sino matar al elefante y reinventarnos en función de la realidad global.

Hoy las consultoras, las empresas de innovación y las mal llamadas agencias digitales se convirtieron en competencia para la publicidad tradicional. Por otro lado:

  • Los clientes quieren pagar menos, mayor tiempo de respuesta y más valor agregado.
  • Están migrando a contratar por proyecto y no por fee.
  • Para el 2020 el 45% de los ingresos de la industria vendrán de trabajos no publicitarios.

La globalización nos pasó por encima y en lugar de asumirla como una nueva realidad y aprovecharla, el gran avance tecnológico de nuestra industria fue comprar computadores.

El corazón que mueve esta industria se está muriendo, le falta “propósito”. Es difícil que una persona se sienta completa, si cada mañana se levanta pensando que trabaja para el dinero, para su jefe o para un producto deficiente o incompleto.

Sin embargo, esto es algo que viene del tipo de visión, estructura y procesos que tenga cada agencia, y cuando analizas a la mayoría de ellas, la explicación de porqué esto sucede se vuelve evidente.

No hay que educar al cliente, ni reinventar la industria, necesitamos cambiar el chip. Debemos reestructurarnos y reorganizar procesos ineficientes para lograr estructuras líquidas y sinérgicas que nos ayuden a que “trabajar para las ideas” no sea un cliché que se repite en festivales o conferencias, sino un way of work altamente eficiente que te permite reinventarte cada vez que el mudo así lo requiere.

Si trabajas para las ideas, para una creatividad efectiva, los clientes, las relaciones de largo plazo, la satisfacción de las audiencias y sobre todo los ingresos, son una consecuencia inevitable.

 

¿Cómo podemos trabajar realmente para las ideas?

Para esto debemos cambiar drásticamente la manera en que las agencias trabajan.

 

  • Debemos entender que no hay un “mundo online” y otro “offline”, hoy por hoy todo está conectado.
  • Romper las paredes departamentales y trabajar en equipos sinérgicos que ven un todo y no un silo aislado con objetivos y estructura propia.
  • Debemos deshacernos de los cargos que solamente generan administración o supervisión, tener solamente personas que agreguen valor real hacia la estrategia y la creatividad.
  • No necesitamos un departamento de cuentas. Los planners deben manejar las relaciones con los clientes y ser dupla de los creativos.
  • Tenemos que olvidarnos de los labels o roles creativos tradicionales y entender que solucionamos problemas con ideas y somos generadores de contenido.
  • Trabajar solamente con publicistas no es suficiente, debemos rodearnos de talento de otras industrias.
  • Debemos migrar de Comité Ejecutivo a Equipo Consultor.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s